04 de julio de 2018

EL SENADO OTORGÓ MEDIA SANCIÓN A LA MODIFICACIÓN DE LA LEY DE TELECOMUNICACIONES

Con el voto afirmativo de 46 senadores y el voto en contra de 11 legisladores, la cámara alta aprobó el proyecto enviado por el Poder Ejecutivo destinado a alentar el despliegue de Infraestructura y la Competencia de Tecnologías de la Información y las Comunicaciones (TICS)

La iniciativa contempla que "los prestadores o concesionarios de servicios públicos, nacionales, provinciales o municipales, deberán facilitar a los licenciatarios de Servicios de Tecnologías de la Información y las Comunicaciones, el acceso a la infraestructura pasiva de la que sean titulares". En ese caso, "el acceso deberá otorgarse en condiciones transparentes, equitativas y no discriminatorias, sin que pueda acordarse exclusividad o preferencia alguna de hecho o de derecho".

La medida de la "infraestructura compartida" entre los prestadores de servicios, tiene como principal objetivo "acelerar el despliegue de redes y redundar en una disminución de los costos".

Federico Pinedo (PRO Ciudad de Buenos Aires) y Alfredo Luenzo (Chubut Somos Todos), fueron los miembros informantes del  proyecto ante el plenario del cuerpo de senadores. Ambos coincidieron en señalar el carácter antimonopólico del proyecto.

Pinedo destacó que además de facilitar las condiciones para que las compañías puedan "desplegar" todas sus capacidades de prestación de servicios de internet por banda ancha, la iniciativa genera condiciones para la competencia. Por este motivo, se establece que el Estado pueda disponer de las frecuencias de ARSAT, con carácter de reserva preferencial para "la mejora en la oferta y calidad de los servicios móviles". El Presidente Provisional del Senado destacó que esto permitiría al Estado asignar algunas de esas frecuencias "a proveedores locales para que puedan competir con las grandes compañías". Destacó que "lo que queremos es que haya posibilidades de competir, para los locales en su localidad, para los regionales en su región".

Al definir otras medidas antimonopólicas, Pinedo subrayó que "los prestadores de servicios digitales no podrán dar servicio satelital si antes no conectan a su red a los prestadores locales y pequeños".

En el cierre de su presentación, Pinedo afirmó que el proyecto "busca que la penetración de internet aumente sustancialmente y que la velocidad también ya que el promedio de velocidad en la Argentina debe ser de 8 megas y en Europa de 20 megas". No dudó en sostener que el proyecto "es el esfuerzo que tenemos que hacer para estar a la altura del Siglo XXI".

El senador Alfredo Luenzo reivindicó el tratamiento que tuvo la iniciativa en la comisión en la que se logró "darle una cuota de federalismo muy alto al mensaje enviado por el Ejecutivo". El legislador sostuvo que "la infraestructura no es una abstracción ya que cuando discutimos de infraestructura también estamos discutiendo de contenidos".

Luenzo caracterizó que "la Argentina es decadente en materia de conectividad. Y la conectividad da soberanía y alienta la competitividad". Al referirse a la conectividad que actualmente existe en el interior, el senador no dudó en sostener que "estamos frente a un verdadero apagón informativo".

Al hablar sobre el debate en la comisión y las reformas que tuvo el proyecto remitido por el Poder Ejecutivo, mencionó el retraso a cuatro años "para que las grandes compañías puedan desembarcar con el cuádruple play en el interior, con el objetivo que las empresas regionales lleguen a estar de igual a igual ofreciéndole al usuario un servicio de calidad y en condiciones de competitividad".

Destacó que "se postergó hasta 2020, el texto original proponía 2019, la posibilidad para que las telefónicas puedan dar servicios de radiodifusión paga por satélite en la Ciudad de Buenos Aires, el Gran Buenos Aires, Córdoba y Rosario".

Luenzo afirmó que "hay una deuda pendiente en el debate de los contenidos. El mundo legisla sobre los contenidos. Miremos Francia o Inglaterra. El mundo cuida sus medios públicos. Está bárbaro invertir en fierros, pero a ellos hay que ponerles contenido".

Concluyó su exposición reclamando "un compromiso político certero del oficialismo de que vamos a discutir contenidos en la República Argentina".

Antes del comienzo del debate de la denominada "ley de convergencia en telecomunicaciones", el Senado aprobó los pliegos de embajadores extraordinarios y plenipotenciarios, ascensos militares y designaciones de funcionarios judiciales.